“Es un hilo enmarañado, como un deseo en río revuelto de amor y
castigo. Como la cabellera de una mujer violada. La poesía es una
constante posesión. El trance del poeta es eterno: a diario rasgan
sus carnes los dientes de la lírica. La poesía no es una posición.
La poesía es la danza a lo largo del día y dentro de la noche. ¡Ay
de los que escriben poemas “por no dejar”, porque de ellos será la
República de la Idiotez y la Cursilería! ¡Qué triste oír hablar a un
poeta joven de su “mejor” poema…! Y cuando en el ambiente
dominan la escarlata pedantería y la amarilla estupidez de los
impotentes, los falsos, los despechados –¡los futuros críticos
estériles!–, no hay más remedio que cobijarse de individualismo
puro y sensato. O derrotar a los vanos, a los soberbios, a los de
breve espíritu. ¡Esto es!”

Efraín Huerta, “Nota sobre la poesía”,
Envío de mayo para Andrea de Plata, 1935.

-*-     -*-

El ocre en el horizonte sobresale del 23 de noviembre, del 2019 en la Ciudad Monstruo

vhugopedraza@gmail.com
Twitter: @victorhugo202
Instagram / Facebook: @vhugopedraza